Es importante señalar que, de acuerdo a una convención internacional, los fonemas se escriben entre barras a fin de ser fácilmente diferenciables de los grafemas o letras, los cuales suelen ir representados entre comillas (<>) o corchetes ([]). Esta formalidad en la representación de los fonemas fue impuesta por los lingüistas reunidos en torno a la Escuela de Praga durante el siglo XX.
Para aprender a leer por medio de fonemas, es necesario un sistema auditivo de aprendizaje, y es importante que tengan un eficiente memoria auditiva a corto plazo para que puedan aprender, utilizar y entender la lectura por medio de fonemas. También se debe de tener la oportunidad para desarrollar en el niño el buen funcionamiento de la memoria corto plazo por medio auditivo.
La siguiente etapa inicia cuando el niño reconoce las letras, las asocia con un sonido concreto, combina las letras y sus sonidos para formar palabras. Quiere decir, que cuando el niño puede leer la palabra completa por medio de la vista, da el paso a la etapa alfabético. En esta etapa es gradualmente sustituida la lectura de la palabra pictórica por medio del reconocimiento del sonido, cuando el niño desarrolla el conocimiento que permite la conexión entre las letras y su sonido, a esto se le llama "correspondencia grafema-fonema". Cuando el niño reconoce el sonido de la letra, reconoce que al combinar estas puede formar palabras que se puede leer y está realizando la codificación fonológica.
Introduce palabras vcccv de más de cuatro sílabas. Introduce los dígrafos gui/gue. Continúa aportando estrategias de lectura de palabras, frases, oraciones y textos cada vez menos controlados, hasta que al final del nivel los niños adquieren competencia para leer textos sin control. A nivel gramatical, trabaja el uso de sufijos -mente, -ción, -sión, -ble, -ísimo/ísima, verbos que terminan con -amos/emos/imos, -aron/ieron, -ando/iendo. A nivel semántico incluye actividades de comprensión lectora de mayor complejidad, como hacer inferencias, predicciones y titular capítulos. Introduce los meses del año, familias de palabras, números y palabras compuestas. En cada Paso pone en práctica (i) la lectura con listas de sílabas, palabras, frases y oraciones y textos, (ii) caligrafía, (iii) ortografía, (iv) gramática y (v) comprensión lectora.
Estos tonos diferencian muchas palabras en Sueco. Dichas en el tono singular, las palabras anden, tomten, biten, y slaget significan el pato, el edificio, el pedacito y la batalla, respectivamente. Dichas en tono doble, significan el espíritu, el elfo, mordido y golpeado, respectivamente. El Castellano también usa acentos y tonos dinámicos, pero sólo en frases completas, tales como al final de las preguntas.
La fonología en cambio no necesariamente trata entes claramente definibles en términos acústicos. Como realidad mental o abstracta un fonema no tiene por qué tener todos los rasgos fonéticos especificados. Por ejemplo, en diversas lenguas la aspiración es relevante para distinguir pares mínimos pero un fonema del español puede pronunciarse más o menos aspirado según el contexto y la variante lingüística del hablante pero en general para un fonema del español no está especificado el grado de aspiración. En cambio, en lenguas como el chino mandarín o el coreano un fonema tiene predefinido el rasgo de aspiración.
Cómo lo oyes. Qué no habrá entendido el interlocutor para preguntar si era para “llevar o recoger” (con la fonética propia del propietario un restaurante chino). Lo que me hace preguntar cuántos llevar o recoger pueblan nuestros servicios o campañas de televenta. Y cuántos contactos quedan achicharrados bajo la sombra del llevar o recoger. ¿Alguna vez has recibido una llamada de televenta que la que no sabías que te estaban vendiendo en realidad? ¿Has sentido la sensación de que la acumulación de datos, gigas, descuentos, servicios  y coberturas era tal que tu gracias no me interesa podría ser traducido por gracias, pero no me estoy enterando de nada? Si quieres saber cómo poner solución a esto, sigue leyendo.

Estos tonos diferencian muchas palabras en Sueco. Dichas en el tono singular, las palabras anden, tomten, biten, y slaget significan el pato, el edificio, el pedacito y la batalla, respectivamente. Dichas en tono doble, significan el espíritu, el elfo, mordido y golpeado, respectivamente. El Castellano también usa acentos y tonos dinámicos, pero sólo en frases completas, tales como al final de las preguntas.
Gran parte de la acción cuando hablamos ocurre en la boca, especialmente en la interacción de la lengua con el paladar. El paladar tiene muchas áreas específicas: atrás, justo antes de las fosas nasales, se encuentra una pequeña bolsa llamada úvula. Su mayor función parece ser humedecer el aire y producir ciertos sonidos llamados, obviamente, uvulares. El más conocido es un tipo de r pronunciado en la parte trasera de la boca por algunos hablantes franceses y alemanes. Los sonidos uvulares, faríngeos y glotales son a menudo referidos como guturales.
Lo compré porque me lo recomendó una amiga y acertó de lleno en todo. Lo lees sin darte cuenta porque esta repleto de frases y descripciones ingeniosas, personajes muy humanos y un mundo,el del planeta Arkhon,coherente y muy bien descrito. Se nota que este libro I deja todo preparado para la continuación y te deja con la miel en los labios porque supongo, como es lógico, que los espiritus wunts y su emperatriz cobrarán más protagonismo. Superentretenido y además da que pensar. Autor a tener en cuenta.
En educación infantil ó pre-escolar la instrucción de conciencia fonológica es importantísima, de esta manera estamos creando la base para el proceso de lecto- escritura. Las actividades de CF deben formar parte de las rutinas de los pre-lectores. Recomendamos un mínimo de 15 minutos al día en la práctica guiada de actividades de conciencia fonológica. No es necesario que sea seguido pero si guiadas y ordenadas.
El primer paso es conocer las vocales. Habitualmente se sigue el orden alfabético (a-e-i-o-u) aunque cada vez con más frecuencia se sigue un orden en el aprendizaje comenzando por las vocales que exigen un menor esfuerzo fonético ya que su mecanismo de articulación es más fácil de lograr y no juntar vocales que se confunden por la forma; según estas pautas el orden recomendado sería:
Tras algunas décadas de abandono como consecuencia del énfasis puesto en una mal entendida “comunicabilidad” del lenguaje, estudios recientes sobre la competencia fónica coinciden en considerarla una parte fundamental de las destrezas orales de la lengua, esto es, de la expresión oral, la comprensión auditiva y la interacción oral. En efecto, la pronunciación es el medio a través del cual se trasmite la información y, por lo tanto, la comprensión o no del mensaje por parte del oyente va a depender de la calidad de esa transmisión; en cuanto a la comprensión del mensaje, no podemos olvidarnos de que uno de los procesos fundamentales de esta destreza es el de la percepción de los elementos fónicos, de forma que si un individuo no identifica correctamente los segmentos que componen un texto oral, tendrá dificultades para comprenderlo e interpretarlo (Iruela, 2004: 27-30). Existe, por tanto una relación directa entre capacidad para percibir y discriminar elementos fónicos de la L2 (los contrastes fonológicos, los sonidos que representan a cada fonema, el ritmo, la entonación, el acento a nivel de palabra y de frase, etc.) y la capacidad para la comprensión del mensaje.
(Nota: en el idioma inglés existen 14-16 fonemas vocálicos (vocales), y más o menos 24 consonánticos (consonantes). Es importante que usted conozca estos fonemas para poder ayudar a su hijo en su aprendizaje en los Estados Unidos de Norteamérica. En español existen solamente 5 fonemas vocálicos (vocales) y 19 consonánticos (consonantes). Existen algunas variaciones en cuanto al número de fonemas por región o país.)

Durante la adquisición de la lectura el niño tiene que desarrollar habilidades y durante este proceso pasa diferentes etapas. Algunos autores también le llaman niveles o fases de la lectura. Das y cols. (1999) se refieren a la primera etapa como simbólica o estadio mágico, donde no existe relación del garabato con la palabra. La segunda etapa de pictórico, a las palabras las ve como una fotografía o cuadro pictórico, esto es en la edad preescolar y lee como fotografía, ejemplo: coca-cola, sólo asocia el significado con la imagen; por otra parte, el niño reconoce la palabras y puede describe cuadros, dibujos o fotos, reconoce las palabras aisladas a partir de un patrón y lo lee como un todo, ejemplo: mamá. 									

En la etapa alfabética se subdivide en la identificación fonémica y manipulación fonémica; la primera se refiere a que reconoce el fonema, ejemplo: cual es el primer sonido de la palabra taza… "t") y la segunda se refiere a que el niño puede manipular, mover e identificar el fonema (ejemplo: en la palabra taza si se le cambia el /t/ por /k/ diría casa).
El primer paso es conocer las vocales. Habitualmente se sigue el orden alfabético (a-e-i-o-u) aunque cada vez con más frecuencia se sigue un orden en el aprendizaje comenzando por las vocales que exigen un menor esfuerzo fonético ya que su mecanismo de articulación es más fácil de lograr y no juntar vocales que se confunden por la forma; según estas pautas el orden recomendado sería:
Todos los documentos disponibles en este sitio expresan los puntos de vista de sus respectivos autores y no de Monografias.com. El objetivo de Monografias.com es poner el conocimiento a disposición de toda su comunidad. Queda bajo la responsabilidad de cada lector el eventual uso que se le de a esta información. Asimismo, es obligatoria la cita del autor del contenido y de Monografias.com como fuentes de información.
Para evaluar el proceso auditivo de tu hijo, di despacio con intervalo de un segundo, en un tono monótono, ya sea números u objetos. Puedes decir 5-8-1-7 y que el niño repita. si pudo ahora di 8-4-3-9-6. El niño debe de poder decir la secuencia de 4 dígitos correctamente el 75% de las veces a ka primera para que sea considerado un nivel 4 de memoria corto plazo

Cuando los fonemas fueron introducidos hace muchas décadas vivíamos en una sociedad diferente. Era una sociedad auditiva. Los niños crecían en cenas familiares, escuchaban el radio y escuchaban historias de sus abuelos. Los niños en este ambiente auditivo rico tenían la oportunidad de desarrollar un excelente procesamiento auditivo (memoria corto plazo). Hoy vivimos en una sociedad muy visual, que le gusta los vídeo juegos. películas, anuncios etc. Ninguna de estas cosas es negativa, pero contribuye a que el niño desarrolle el procesamiento visual y que su habilidad auditiva se reduzca.
Intervienen en la lectura los procesos de percepción, de memoria y reproducción, en la escritura además interviene los procesos motores de automatización más complejo. Y la escritura es la representación grafica del lenguaje, que esta compuesto de sonidos (fonemas) y estos sonidos tienen representaciones graficas (grafemas). Este proceso es inverso en la escritura pues transformamos a los grafemas en fonemas.
A base del Método Fexmo, es un curso taller Terapia de lenguaje: Fonética, expresión y movimiento, Ponente: Ida Lucía Muente Espinar, autora del Método Fexmo, dirigido a profesores de pedagogía y Ed. Inicial. Temario: Comprensión Lectora, Fonética, Vocalización, Narración de cuentos, Problemas de oralidad, Caligrafía, Movimiento y su importancia, Paralelos de zurdos y diestros, Importancia de los colores, Terapia de cada letra a través de sonidos.
Los niños que tienen un nivel auditivo de 4 pueden aprender sonidos de las letras, pero no podrán utilizar eficientemente los sonidos para formar palabras. La razón para esto es que la memoria corto plazo es un reflejo de sostener las piezas juntas. Para que los fonemas funcionen tienes que poder retener piezas individuales auditivas (sonidos) juntos y transformarlos en una palabra. Cuando el niño llega a un grupo de 5 digitos podra pronunciar las palabras pero al final de la oración o párrafo la comprensión se habrá perdido. No es hasta que el niño tenga un nivel auditivo de 6 que se podrá utilizar de mejor manera la lectura por fonemas. Así que, si estas empeñado en que tu hijo o alumno aprenda por fonemas, primero tienes que ejercitar su cerebro y construir un buen procesamiento auditivo. Haz estos ejercicios varias veces al día por varios minutos, gradualmente mejorarás el procesamiento del cerebro. Cada que aumentes un numero, es igual a un año de desarrollo más, así que es una actividad que requerirá de constancia para que suceda una mejora.
X es la letra formada por la unión de [k]+[s] y en zonas de Latinoamérica como es el caso de México, puede sonar como [ks] o [ɡz] como es el caso de "éxito" o "expresar", como [x] (J española) como es el caso mismo de México, Xalapa, Texas (que para un español sería escrito Méjico, Jalapa, Tejas). Puede sonar como [ʃ] como es el caso de Xoco y Huexotitla (Shoco y Hueshotitla)o igual como [s] como en Xochimilco (Sochimilco).
×